Roams Logo
×
Finanzas
roams logo
×
Roams Logo
Mujer viendo su cuenta de valores desde su smartphone

Cuenta de valores: compra venta de activos en los mercados de valores

361 personas han leído este post en los últimos 12 meses
Isbelt Martín

Isbelt Martín Entrada actualizada el miércoles, 10 de agosto de 2022

Finanzas logo

Una cuenta de valores es un producto financiero para gestionar la compraventa y depósito de activos de inversión. Se trata de un producto que debe ir asociado a una cuenta corriente, y que es posible contratar en bancos o brókers.

¿Qué es una cuenta de valores?

Una cuenta de valores es un producto financiero en el que se gestiona la compra y venta de activos financieros como acciones, fondos de inversión, bonos, etc.

Se podría definir como una cuenta corriente en la que en lugar de gestionar de manera directa el dinero se gestionan los activos. Una cuenta de valores necesita estar vinculada a una cuenta corriente, en la que se encuentra el dinero con el que se realizan las operaciones de compraventa de activos financieros.


Dónde abrir una cuenta de valores

Las cuentas de valores pueden abrirse tanto en las entidades bancarias como en los intermediarios para las operaciones de compraventa de valores, o brókers de bancos. Esto puede realizarse tanto de manera presencial como a través de internet.

Una de las cuentas de valores más interesantes del mercado es la Cuenta Bróker de Bankinter. Se trata de una cuenta sin comisiones de mantenimiento y remunerada hasta el 2% TAE por un máximo de 5.000€. Además, ofrece a sus clientes un bono-bolsa de 1.000€ en comisiones durante el primer mes.

Las cuentas de valores debe estar vinculadas a una cuenta corriente, la cual puede contratarse a la hora de abrirla o estar previamente activa y vincularla en el momento de la contratación de la misma.


Tipos de cuentas de valores ¿cuántos hay?

Los dos principales tipos de cuentas de valores se clasifican por el número de usuarios que las operan. De esta manera encontramos los siguientes tipos:

  1. Cuenta individual: orientada al uso particular, generalmente del titular, salvo excepciones contempladas en la ley.
  2. Cuenta ómnibus: cuenta colectiva en la que pueden llegar a gestionar sus operaciones hasta un máximo de 15 personas compartiendo gastos y comisiones. Es una cuenta que se orienta a grupos de inversión, familias, etc.

¿Qué comisiones aplican las cuentas de valores?

Existen hasta cuatro tipos de comisiones que pueden aplicar las cuentas de valores:

  1. Custodia: también llamada comisión de administración equivalente a la comisión de mantenimiento en las cuentas corrientes.
  2. De compra-venta de valores: por la gestión de las órdenes de compraventa.
  3. Canon de bolsa aplicado por el acceso al mercado de valores. Esta comisión se aplica como una tasa en la compra de determinadas acciones (no en todas).
  4. Iberclear: canon por la compensación y las liquidaciones de valores. Esta tarifa es fija del 0,0026% sobre el importe de cada operación (mínimo 0,10€ y máximo de 3,50€).

Iberclear es una sociedad que funciona como el depositario central de valores en España. Esta entidad se encarga de llevar el registro contable de los activos, liquidar las órdenes de pago o tramitar las transferencias de estos valores.

Las entidades son libres de aplicar las comisiones que consideren oportunas dentro de los márgenes establecidos. Por tanto, estas comisiones pueden no ser iguales de una entidad a otra.

Por lo general, los brókers bancarios tendrán comisiones más elevadas, pero transmiten confianza y ofrecen la posibilidad de invertir desde el banco en el que uno tiene su cuenta corriente. Por lo general, no hay cuentas de valores sin comisiones, aunque algunos brókers bancarios tienen algunas bastante competitivas. Además de Bankinter, los brókers de BBVA e ING son los bancos españoles con las mejores comisiones del momento.

Isbelt Martín Isbelt Martín Isbelt es graduado en Administración y Dirección de Empresas. Experto en marketing digital, tiene más de 5 años de experiencia acercando las condiciones de los distintos productos financieros a los consumidores. Isbelt se encarga de releer la letra pequeña de los préstamos, hipotecas, cuentas y tarjetas en Roams.